Salvador Ortiz de Montellano

CFO del Palladium Hotel Group, propietario de Ushuaïa Ibiza

Adiós al ‘cash’

La digitalización del dinero y de los medios de pago es un hecho irreversible. Cada vez más ciudadanos se están familiarizando con los pagos y cobros digitales y algunos países, con los nórdicos a la cabeza, están impulsando la desaparición del dinero físico. De hecho, el Banco Central de Dinamarca ya no fabrica monedas ni billetes y prevé suprimir el papel moneda en 2030.

Hay varios aspectos que evidencian la aceleración de este proceso, como son la tecnología aplicada a los medios de pago y unos consumidores cada vez más digitales y usuarios intensivos de ‘smartphones’.

Estos sistemas tienen claras ventajas en términos de comodidad y abaratamiento de los costes de los procesos para clientes y proveedores, al tiempo que permiten combatir con mayor eficacia el fraude y las actividades ilícitas.

Los datos son elocuentes: como señala la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, en los últimos cinco años se ha triplicado el pago electrónico. Además, recientemente se ha lanzado una iniciativa pionera en el mundo de los pagos: el SEPA Instant Credit Transfer (SCT Inst), un sistema que hace que las transferencias sean más fáciles y rápidas a escala paneuropea, con unos tiempos inferiores a diez segundos entre distintos países.

Podemos decir que en los próximos años se producirá una profunda revolución en este ámbito, basada en el impacto exponencial de las mejoras tecnológicas y en los hábitos de los  jóvenes que se incorporan al mercado y cuya herramienta básica es el ‘smartphone’.

Con la colaboración de assetdbs alumni

Información